Coachers, gurús, y otros chamanes en el país de los ansiolíticos

Difunde cultura

Hace ya algún tiempo (años) vengo observando como se ha generado una nueva industria, u oferta de servicios, como queramos llamarlo, debido al incremento del estrés social y laboral así como las continuas crisis económicas que vivimos.

Esta nueva industria no es otra que la promesa de una sanación espiritual y ayuda con la readaptación personal a nuevas circunstancias de la vida ante la que todos debemos inclinarnos y reverenciar en un momento u otro de la misma. Como no, todo esto impartido y puesto en práctica por supuestos especialistas en la materia en la que caben todo tipo de perfiles variados.

Y es que existe una especie de obsesión silenciosa y colectiva por encontrar el sentido de la vida (Ikigai) y la felicidad en una sociedad y modo de vida que está transformando las costumbres y valores en reliquias del pasado sin valor alguno. Todo ello lo vemos en los modelos de trabajo, actos y hábitos sociales, así como la manera que tenemos de relacionarnos con nuestro entorno y nuestros semejantes. No hay duda que esta transformación está produciendo una factura ineludible: el deterioro de la salud mental.

Fuente: Buscador Google

.

Para no andarme con abstracciones y conceptos difíciles de imaginar os expondré lo anterior con diferentes ejemplos que todos entenderemos.

Podemos empezar por el modelo de trabajo, respecto a este tema es sorprendente la manera en la que las empresas y la economía se han ido adaptado a las circunstancias de la pandemia sufrida generando un nuevo sistema de trabajo a distancia que nos permite abrirnos a oportunidades nunca soñadas, tanto para bien como para mal, de hecho el que aquí suscribe trabaja en remoto desde casa para una multinacional de telecomunicaciones, posibilidad jamás pensada residiendo en el pueblo en el que vivo y su muy escaso nivel tecnológico.

Seguiré con los hábitos y costumbres sociales indicando por poner un ejemplo que hoy en día tan solo ya 1 de cada 10 matrimonios que se celebran lo hace a través de la Iglesia. Esto claramente nos muestra la grave crisis de confianza que atraviesa dicho estamento que siempre a lo largo de la historia ha sido tan relevante, respetado y por que no, también temido.

¿Existe un cambio de mentalidad? Por supuesto, no me cabe la menor duda que el modo en que nos relacionamos y existimos está cambiando, probablemente esta desconexión completa con la naturaleza nos está llevando a una sociedad mucho mas individualista y hedonista en la que solo hay espacio para poco mas que uno mismo (y su mascota, por supuesto). Y ya puestos en el camino, por que no, señalar que quizás estamos desconectando de nosotros mismos también y terminaremos por ser unos cuasi “zombies”, véase como refererencia algunas películas que nos arrojan ideas muy sugerentes como “Metrópolis” de Fritz Lang, “Matrix” de las hermanas Wachowski o “1984” del escritor George Orwell, por citar algunas de ellas. ¿Existe o estamos en un periodo de crisis o pérdida de valores? Juzgad por vosotros mismos, seguro que obtendréis respuesta a ello, solo tenéis que encender el televisor o leer las noticias, mayormente encontraréis catástrofes, asesinatos y violaciones, y es que lo trágico siempre vende y es noticia (aunque mejor no lo hagáis, en la medida de lo posible).

Para acabar con estos ejemplos de transformación no podemos olvidarnos de la manera en la que nos relacionamos e interactuamos con nuestro entorno y nuestros semejantes como mencionaba antes, sin duda es sorprendente el cambio que está sufriendo la movilidad personal así como los sistemas de comunicación existentes, creo no exagerar si digo que hace tan solo un par de  décadas sería dificil imaginar las posibilidades ante las que nos encontramos y los cambios que están provocando en la sociedad y, sobre todo, en la mentalidad de los más jóvenes, es decir, los adultos del futuro.

Otro factor a tener en cuenta es la velocidad de creación de la información, nunca se ha generado tal cantidad y a la velocidad que se produce hoy en día, tal es así que se ha impuesto la necesidad casi inconsciente de desarrollar un instinto automático para ignorar y desechar todo aquello que no nos interesa casi inmediatamente, la mente humana es incapaz de absorber y retener una fracción de la información generada en el día a día habitual de una persona. Aunque no todo es negativo, por otro lado jamás tanta información ha estado disponible de manera abierta, accesible e inmediata a tanta población, estamos ante la democratización de la información, tan solo hay que separar bien el grano de la paja para quedarnos con lo que verdaderamente nos interese, ya que donde hay información también existe desinformación, tengámoslo en cuenta.

Todo esto me lleva al siguiente punto que es el meollo de este artículo, ¿Qué es lo que está sucediendo para que seamos el país europeo a la cabeza en el consumo de ansiolíticos?, por que la cosa es para pensarlo un poquito, ya no solo por las personas dolientes sino por todo su círculo más cercano que tiene que sufrir las consecuencias y convivir con ellas.

Por cierto, aclarar respecto al gráfico de abajo que el metilfenidato y la atomoxetina son drogas psicoestimulantes aprobadas para el tratamiento del trastorno por déficit de atención con hiperactividad (TDAH).

Como decía anteriormente, es evidente que hay una sobreproducción y saturación a todos los niveles, artístico-cultural (música, cine, literatura…), medios de transporte/locomoción, tecnologías de comunicación, aparatología doméstica, etc… la lista es interminable ¿será por esto que estamos en cifras record de hiperactividad y déficit de atención así como podemos comprobar en el gráfico expuesto arriba?.

¿Cuál es la solución? Gran pregunta, no sé si la respuesta pasará por ponerse en manos de algún sanador/motivador pero en EE.UU. desde luego es un gran negocio, para unos pocos eso si, y ciertamente muchas personas lo consideran una opción real a tener en cuenta, sino que se lo digan al famoso Tony Robbins que vende sus conferencias/eventos por unos 2.000$, aplicaciones interactivas en 250$ y suplementos vitamínicos a unos 80$ el frasco. Como podéis comprobar, todo un abanico de soluciones para nuestros problemas. Por cierto, os dejo uno de sus videos un poco mas abajo por si queréis flipar, eso si, activad el audio (emotivo/épico) si queréis soltar alguna lagrima.

Finalmente quiero concluir afirmando que no tengo la menor duda (por experiencia propia), que una actitud positiva, perseverancia, espíritu de sacrificio y confianza en uno mismo, junto con un descanso suficiente, deporte y una correcta alimentación son un gran punto de partida para comenzar ese camino de superación y reinvención propios para estos tiempos que nos ha tocado vivir, donde las zonas de confort son inexistentes y la necesidad de estar renovándose y actualizando conocimientos son una necesidad (y casi obligación para no quedar obsoleto). El esfuerzo merecerá la pena, sin duda alguna.

A todos vosotr@s que habéis llegado hasta aquí, ánimo y mucha suerte.

RECURSOS

Tony Robbins conferencia motivacional EE.UU.

https://www.tonyrobbins.com

María Sabina, curandera mexicana y poeta

“Cúrate con la luz del sol y los rayos de la luna. Con el sonido del río y la cascada. Con el vaivén del mar y el aleteo de los pájaros.
Cúrate con menta, neem y eucalipto.
Endulce con lavanda, romero y manzanilla.
Abrázate con el grano de cacao y un toque de canela.
Pon amor en el té en lugar del azúcar y tómalo mirando las estrellas.
Cúrate con los besos que te da el viento y los abrazos de la lluvia.
Ponte fuerte con los pies descalzos en la tierra y con todo lo que de ella nace.
Sea más inteligente cada día escuchando su intuición, mirando el mundo con el ojo de su frente.
Salta, baila, canta, para que vivas más feliz.
Cúrate a ti mismo, con hermoso amor, y recuerda siempre … tú eres la medicina“.


0,0
Valorado con 0,0 de 5
0,0 de 5 estrellas (basado en 0 reseñas)
Excelente0%
Muy buena0%
Media0%
Mala0%
Muy mala0%

No hay reseñas todavía. Sé el primero en escribir una.

Este sitio web utiliza cookies y solicita sus datos personales para mejorar su experiencia de navegación.